Suscribete a TICs & Derechos Humanos

viernes, 24 de febrero de 2012

REP: Lo que Sí podemos hacer

Por Luis Manuel Aguana

La discusión que se ha suscitado en relación a la demostración científica de la invalidez del REP me recuerda aquellas viejas controversias entre Racionalistas y Empiristas, según las cuales se debatían en una suerte de confrontación eterna las tesis del conocimiento fundamentado en la razón de la ciencia versus aquel fundamentado en la razón de la experiencia y la indagación. Por un lado estamos aquellos que pensamos que el REP está viciado de acuerdo a los análisis técnicos realizados por científicos y que ello nos conducirá invariablemente a un fraude y por el otro están quienes piensan que aun admitiendo fallas en el REP la experiencia social les indica que una masiva votación y sus consecuencias nos conducirán eventualmente al triunfo, desechando la razón de la ciencia, que conceptualmente es apriorística.

Debe ser que soy fundamentalmente técnico y me es difícil aceptar razones que no provengan del estricto campo de la ciencia o de la lógica, así como tal vez tampoco lo hagan todos los que sostienen la tesis Racionalista. Pero tampoco me cierro a desechar las tesis empiristas porque en muchos casos han demostrado tener la razón. Lo cierto es que ambas posiciones han sido históricamente irreconciliables, con lo cual no me anoto en una discusión interminable. En lugar de eso, prefiero acogerme a la tesis de mi antiguo y recordado profesor de negociación en FACES, Carlos Guerón, que indicaba que cualquier negociación debía conducirse por intereses y no por posiciones. Y no es que aquí estemos “negociando” algo con aquellos que adversan las proposiciones científicas de un REP viciado, sino que debemos de alguna manera conciliar ambas posiciones opositoras en bien de una unidad de criterios que favorezca a todo el mundo, si eso es posible. Y en esa unidad de criterios creo que podemos lograr una conciliación concentrándonos en lo que efectivamente si podemos hacer.

A todos nos interesa lo mismo: ir en condiciones de transparencia al proceso electoral del 7 de Octubre. Aquí hay intereses coincidentes. Pero al parecer esta aspiración luce muy lejana porque como bien dicen aquellos que aquí denomino empiristas, ese proceso escapa de nuestro control, aunque bien podríamos influir en él con la voz de la presión de la opinión pública y la Sociedad Civil. Esto no es muy concluyente ya que el CNE ha demostrado una sordera ante el clamor de los electores (recuerden las captahuellas), que por más que gritemos, poco o nada conseguiremos de él y bien puede concluirse que no se modificará ni se auditará el REP antes del 7 de Octubre. Pero veamos un poco más el problema que da origen a nuestras diferencias.

Eric Ekvall mencionó hace poco en esta discusión, evocando el informe científico de Jesús Iván Rojas (ver http://es.scribd.com/doc/82799189), llegó a la conclusión en algo que me parece muy importante a los efectos de esta reflexión y que pienso que merece un desarrollo más detallado: Los centros de 1 y 2 mesas representan el 55% del total de centros del país, fueron creados a partir del 2004, y allí siempre gana el oficialismo con porcentajes hasta del 100% de los votos. Todos sus miembros de mesa son oficialistas y sus resultados son significativamente diferentes a los obtenidos en centros cercanos, de 5 mesas o más.

El 18% de los electores, concentrado en esos centros de 1 y 2 mesas, produce la tercera parte de las actas de auditoría, mientras que el 45% de la población votante, agrupada en los centros de más de 6 mesas, produce una equivalente cantidad de actas. Como NO HEMOS TENIDO NUNCA TESTIGOS EN CENTROS DE 1 Y 2 MESAS, no sabemos si alguien cuenta los comprobantes de voto de las cajas de resguardo. En realidad no sabemos si tales centros o sus electores, existen.

En resumen, la oposición nunca podrá ganar las elecciones de octubre (si las hay) en igualdad de oportunidades contra Chávez si no tiene controlado estos 55% de los centros de alto riego, cosa que nunca ha logrado hacer. La razón por la cual no han podido desplegar una fuerza suficiente de testigos y miembros de mesa para ganar holgadamente una elección nacional en los últimos 8 años le será develada al leer el Informe Guácharo (ver http://www.box.com/shared/82dijiiu17) hemos tenido y seguimos teniendo zorros cuidando el gallinero.”

De acuerdo a esta conclusión de Ekvall, basado en los informes de Jesús Ivan Rojas y Ludwig Moreno (Informe Guácharo), hay varias cosas que si se encuentran bajo el control opositor. La primera de ellas es el cambio inmediato de nuestros representantes técnicos en el CNE. Eso no depende del organismo electoral sino de la MUD. Y digo NUESTROS representantes porque la MUD tiene gente allí que supuestamente representa técnicamente los intereses electorales de todos los que hacemos oposición al régimen y que contabilizamos por la medida inferior, más de 3 millones de personas, de acuerdo a los resultados del 12F. Según las cifras arriba señaladas los actuales representantes de la MUD ante el CNE objetivamente no han hecho su trabajo. Y si alguno cree que no es suficiente lo que indica el Informe Guácharo, concéntrense en los resultados de su gestión. Creo que, como en cualquier organización, los ejecutivos de la MUD deben revisar inmediatamente este rendimiento y despedir a aquellos cuyos resultados dejan mucho que desear. En consecuencia, desde aquí propongo formalmente a la Mesa de la Unidad Democrática, como uno de esos 3 millones de votantes, la remoción de estos representantes y el nombramiento de una Comisión compuesta por ESDATA, SUMATE y la Comisión Electoral Técnica de Primarias encabezada por la Dra. Teresa Albanez, para que nos representen técnicamente en el CNE. Esta última demostró el 12F ser lo suficientemente confiable a favor de los electores, con una eficiencia que todos compartimos.

La siguiente conclusión que se desprende allí es la ausencia de testigos y miembros de mesa de la oposición en esos centros electorales de 1 y 2 mesas. ¿Por qué ocurre eso? ¿No se le extienden credenciales a los partidos de la oposición para estar en esos centros? Como una consecuencia lógica, unos nuevos representantes técnicos deberán determinar cuáles son y en donde están ubicados todos los centros de 1 y 2 mesas a los que alude Ekvall y movilizar desde cualquier parte del país a los contingentes que sean necesarios para que sean testigos en esos centros (estos centros estarán seguramente localizados en lo más recóndito de la República) y trasladarlos, sin importar el costo, ya que nos estamos jugando aquí el futuro de varias generaciones de venezolanos. No creo que la Unidad Democrática tenga problemas con esta cobertura, ni tampoco los posibles testigos. Y si esos centros son virtuales, lo sabremos inmediatamente con gente de reconocida confiabilidad.

Entonces, si podemos hacer algo. Y además ese algo es completamente independiente a que revisen o no el REP. Los análisis realizados del REP inflado entre 3 y 5 millones de electores virtuales necesitan que la oposición no esté en ese 55% de las mesas, ya que la Sala de Totalización podrá contabilizar los votos virtuales pero solo podrá asignarlos a los centros en donde no podamos comprobar la presencia física del elector y consecuentemente no tengamos copia de las Actas. Si se atreven a hacerlo será comprobable, estando allí, en TODAS las mesas, contrastando los resultados con las Actas en todo el país. Cuando en el pasado hemos indicado que ese REP viciado nos va a montar todos los millones de votos virtuales que el régimen necesite, lo hemos hecho con la convicción expresa que la oposición NUNCA ha cubierto ese 55% de centros mencionados. Ahora DEBE Y TIENE que corregirse ese problema, so pena de ir de nuevo al matadero del 2006, porque el REP, como afirmamos los científicos racionalistas, ya tiene esos votos virtuales a la espera que no estemos donde debemos estar.

Entonces, sí existe una manera de conciliar esas posiciones encontradas entre Racionalistas y Empiristas, enfocando solo nuestros intereses. Pero esta conciliación pasa por aceptar que la oposición está cometiendo en este momento graves errores que es necesario que subsane urgentemente para este próximo proceso electoral y luego, al ser gobierno, se depure sin demora el REP en el marco de un Poder Electoral realmente independiente para un sano desarrollo democrático del país. Y coincidiendo con el slogan de la dupla Capriles-Leopoldo: Si se puede!

Caracas, 24 de Febrero de 2012


Blog: http://ticsddhh.blogspot.com/

Email: luismanuel.aguana@gmail.com

Twitter:@laguana

jueves, 16 de febrero de 2012

La Lista de la Muerte

Por Luis Manuel Aguana

Cuando publique el artículo “La Otra Lista” (ver http://ticsddhh.blogspot.com/2012/01/la-otra-lista.html fechado el 11-01-2012) nunca imaginé el mecanismo que a la final utilizó el gobierno para hacerse con los cuadernos electorales y fabricarse una nueva Lista de Tascón y Maisanta. Estaba seguro que harían algo para apoderarse de las firmas, pero pensaba ingenuamente en ese momento- y eso fue hace pocos días-, que utilizarían los consabidos mecanismos del terrorismo en las mesas, amedrentando a los electores con la violencia de grupos anarquizados como los que atacaron en las elecciones de UCV o algún tipo de mecanismo tecnológico. Pues no, me quedé muy corto. El mecanismo utilizado fue el institucional. Se utilizó la corrupción del Tribunal Supremo de Justicia para emitir una sentencia de pasmosa velocidad, montada entre gallos y medianoche, ordenando la suspensión de la destrucción de los cuadernos electorales y su entrega al Plan Republica (los militares del régimen). El gobierno en su desespero intenta conocer quien votó en las Primarias para luego desatar una nueva espiral de persecución y terror en retaliación a las más de 3 millones de personas que dejaron el miedo atrás y fueron a votar.

Las últimas informaciones indican que grupos armados de la policía política y del Estado Aragua arremeten en contra de los estudiantes la Facultad de Agronomía de la UCV que se encuentran protestando por la muerte de un joven que se encontraba en la concentración que se formó espontáneamente tratando de impedir el secuestro de los cuadernos electorales producto de esa decisión del TSJ ordenada por el gobierno, en una clara reproducción de lo sucedido en Puente Llaguno en Abril de 2002 en Caracas, buscando contener con el terrorismo la vocación democrática de la población que acudió en la defensa de la privacidad de los millones de votantes que acudieron pacíficamente a votar el 12F por una mejor Venezuela.

Es lamentable haber tenido la razón. Ahora el fondo del problema luce ahora más grave porque en el ánimo de no cumplir con la entrega de esos cuadernos para proteger a los ciudadanos de la confección de una nueva Lista de Tascón y Maisanta, los dirigentes opositores se exponen a la persecución abierta de parte del gobierno al desatender una decisión amañada del Tribunal Supremo de Justicia. Esto le dará excusas al régimen para iniciar la represión e intentar con ello el comienzo de una espiral dirigida a sabotear los comicios del 7 de Octubre que sabe desde ya perdidos.

Posiblemente ya se han apoderado de algunos cuadernos con firmas de los ciudadanos, luego que su destrucción había sido iniciada por la Comisión Electoral de la MUD en todos los Estados. En el Estado Aragua cometieron un asesinato para hacerse con los cuadernos electorales, convirtiendo a Venezuela en el primer país del mundo donde el Derecho a la Vida ha sido violado por el gobierno con la intención expresa de atropellar el Derecho a la Privacidad e Intimidad de los ciudadanos.

Las Listas de Tascón y Maisanta fueron una de las causas de mi investigación doctoral. El conocer hasta qué punto están protegidos los ciudadanos del uso inadecuado de sus datos personales, la utilización de la tecnología de la información y comunicaciones para el atropello de esos derechos y, a mi modo de ver la más importante, la relevancia del Derecho a la Privacidad en el concierto de todos los Derechos Humanos, ya que sin el respeto básico de este derecho los demás son mucho más vulnerables, son suficientes razones para concluir que lo que está pasando en Venezuela puede ser un patrón reproducible si las instituciones no son fuertes y sanas. El TSJ acaba de demostrar que en Venezuela no lo son. Acabamos también todos de presenciar lo violento que puede llegar a ser el poder de un Estado si conoce la intimidad de sus ciudadanos. El solo imaginar una nueva Lista de Tascón y Maisanta hizo que una multitud de manifestantes se pusiera al frente de comisiones armadas del gobierno para defender los cuadernos electorales, resultando una víctima fatal. Tan importante fue defender ese derecho que una persona puso su vida en eso.

Venezuela se ha convertido en un brutal laboratorio donde estamos observando los resultados de la violación permanente del Derecho a la Privacidad y sus consecuencias en relación a la vulnerabilidad que ha ocasionado su atropello en los demás derechos. El miedo, que es el resultado inmediato de la aplicación del poder no regulado sobre un colectivo, se magnifica. El solo hecho de que un Estado disponga de todos los datos personales de los ciudadanos sin una regulación de por medio, los hace vulnerables ante posibles desviaciones del poder. Y si se le suma a esto la vocación totalitaria de un gobierno, la vulnerabilidad, junto con el miedo, se exponencia extraordinariamente. La gravedad de lo que vivimos en Venezuela con un gobierno de marcada tendencia autoritaria, cuando observamos la creciente automatización de las gestiones públicas en el marco de una total desprotección legal de los datos personales de los ciudadanos, es de una magnitud tal que no debe pasar desapercibida. Ya la población empieza a darse cuenta de esto con la experiencia de las listas de exclusión política.

Ante un panorama futuro de una promesa de cambio no podemos dejar estas bombas de tiempo sin apartarle los detonadores. Es tentadora para cualquier gobierno la utilización indigna de los datos de la población. Regímenes autoritarios del pasado europeo utilizaron registros para exterminar personas y violar derechos. Su sesgo en la legislación que ahora tienen para resguardar los datos de sus ciudadanos apunta a que si en el pasado ocurrieron violaciones de Derechos Humanos, no existe ninguna garantía de que eso no ocurrirá de nuevo, en especial si los datos personales están en manos del Estado. Argentina homologó su legislación a la europea porque tiene una historia de uso de datos por regímenes militares para la persecución política, y ese pasado los hizo coincidir en unificarse con la Unión Europea, en una suerte de vacuna de no tentar la persecución y proteger la democracia. No debemos esperar aquí que ningún gobierno, actual o futuro, viole esos derechos para empezar a tomar las medidas que corresponden.

Los venezolanos ya conocemos los efectos del “apartheid” político producto de la automatización de las listas de exclusión. Latinoamérica poco a poco ha entendido la importancia de tener convenientemente protegidos los datos de sus ciudadanos hasta el punto de haber procedido a legislar completamente en la materia. Argentina, Uruguay, Perú y México, han seguido la senda de los países más avanzados. En Venezuela todavía es una deuda la Ley de Protección de Datos de Carácter Personal. Existió alguna vez una propuesta de Anteproyecto ante Comisión Permanente de Ciencia, Tecnología e Innovación desde el año 2004, pero el presente gobierno la engavetó al ser manifiesto su perfil totalitario procediendo a organizar las Listas de Tascón y Maisanta luego del 2002. Es por eso que deberemos esperar por una Asamblea Nacional democrática que discuta las implicaciones políticas y económicas de no tener protegidos los datos de la población para cualquier gobierno que venga en el futuro.

El gobierno está ahora peligrosamente convirtiendo lo que era una Lista de “apartheid” político en una Lista de la Muerte, como las que hubo en los pasados regímenes militares latinoamericanos, y ya cuenta con su primera víctima en Maracay. Es gravísima la declaración de Chávez en su primera intervención pública luego del 12F en el sentido de que si quisieran saber quienes votaron podrían averiguarlo si se lo propusieran, por que manifiesta la intención expresa de quien detenta el poder de hacer cualquier cosa, amenazándonos abiertamente. Ya no es posible que conozcan a todos los que votaron en la jornada del 12F, aunque secuestraron algunos cuadernos de votación. Pero lo que sí es posible, tomando en serio las palabras del líder de la revolución, es que comiencen a utilizar toda la información de carácter personal disponible de la población en manos del Estado en retaliación al repudio manifestado pacíficamente por los venezolanos al acudir masivamente a las urnas opositoras el 12F.

Estando de acuerdo con la línea política del ahora candidato de la Unidad, no nos sacarán de la senda pacífica y democrática. La gente votó por un cambio en las actitudes y quiere que se le hable de sus problemas, no de ideologías muertas. El país cambió y el régimen no lo entiende todavía. Se manifestó el 12F precisamente en contra de esas prácticas abusivas y totalitarias. El gobierno se halla entrampado en una suerte de arena movediza en la que mientras más se mueve, más se hunde. Más le valdría tranquilizarse y dejar pacíficamente que el soberano decida con sus votos su suerte en esa arena de la muerte en la que el mismo se ha metido.

Caracas, 16 de Febrero de 2012

Blog: http://ticsddhh.blogspot.com/

Email: luismanuel.aguana@gmail.com

Twitter:@laguana

martes, 14 de febrero de 2012

Una Nueva Manera de Hacer Política

Por Luis Manuel Aguana

Una de las desventajas (¿o ventajas?) del juego democrático es aceptar el dictamen de la mayoría, así no sea de tu agrado. El 12F el soberano opositor se pronunció de una manera categórica a favor de los planteamientos del ahora candidato de la Unidad Democrática, Enrique Capriles Radonski. Esto nos convierte de manera automática, a todos los opositores del régimen, en activos colaboradores de su propuesta aunque no la hayamos compartido. No haremos como se hizo en una oportunidad en el pasado, “irnos a la reserva”, como mecanismo de dejar a quienes triunfaron que se las arreglen solos. ¡El problema de este país es de todos! Así de simple.

Pero este apoyo unitario no es una patente de corso. Somos y debemos seguir siendo críticos en positivo a lo que creemos que se debe realizar para cristalizar realmente un triunfo verdadero el 7 de Octubre frente a un régimen que no se le aguará el ojo para torcer el camino democrático. En el pasado he sido muy claramente directo en relación a las actuaciones del ahora candidato de la oposición, en especial acerca de su conducta en relación al Censo 2011 (ver http://ticsddhh.blogspot.com/2011/09/los-opositores-de-vichy.html, http://webalia.com/articulos-de-opinion/los-opositores-de-vichy-una-aclaratoria-necesaria/gmx-niv98-con4961587.htm). Su posición en aquel entonces al parecer obedeció, de acuerdo al modo en que llevó su campaña, a una estrategia de no confrontar al gobierno ni a sus ejecutorias. Esto demostró ser, como lo pudimos ver de acuerdo a los resultados obtenidos, una estrategia exitosa. Aquellos que confrontamos directamente al chavismo y estuvimos de acuerdo con candidatos como Diego Arria, Maria Corina Machado y Pablo Medina somos, definitivamente, minoría. El extraordinario análisis de Thaelman Urgelles pocos días antes de la elección (ver http://informe21.com/thaelman-urgelles/12/02/06/henrique-capriles-en-los-analisis-de-thaelman-urgelles) evidencia esta estrategia ganadora del precandidato, ahora abanderado de la Unidad.

Pero una estrategia ganadora como la utilizada no desestima de ninguna forma uno de los principales argumentos de estos precandidatos que resultaron minoritarios, que es el ir creando las condiciones técnicas necesarias en el CNE para asegurar el triunfo de la Unidad Democrática el 7 de Octubre. Y más que una oferta electoral de estos precandidatos, ahora resulta una imperiosa necesidad para garantizar no defraudar a las mas de 3 millones de personas que respaldaron las Primarias del 12F.

Una de los planteamientos que considero más importantes del candidato Capriles Radonski es lo que él da en llamar “una nueva manera de hacer política”. De hecho, creo que es la oferta más trascendental que le ha hecho al país. Y una cosa es que lo diga en el marco de una campaña electoral y otra muy distinta que lo diga quien encabeza el liderazgo opositor. Antes se oía como promesa electoral. Ahora es un compromiso con todos los venezolanos.

¿Y que se puede entender por “una nueva manera de hacer política”? A mi modo de ver las cosas, esto tiene relación con la forma en que se ha conducido la política tradicionalmente en nuestro país. En abordar ahora los problemas profesionalmente. En darle importancia a lo que nunca se le ha dado importancia, que es administrar el poder a favor de la gente y no servirse de el. En otras palabras, en ser honesto a carta cabal y regresar a los orígenes de la palabra política como una función de servicio.

Eso en realidad no es nuevo, lo que es nuevo es tener la intención real de volver a ese modelo de conducta de parte de la clase dirigente que ahora estrena la punta del liderazgo de la oposición. Asimismo, esto implica condenar prácticas abusivas de los ciudadanos en posiciones de poder y entender que si se recibió un mandato electoral, cumplirlo administrando para todos por igual. Si desde la más alta posición de poder de la Republica se hace una práctica y una prédica permanente ese apostolado, sobrevendrán cambios importantes y ese ejemplo permeará a todos los funcionarios públicos. Obviamente habrá las excepciones pero definitivamente no sería la regla. ¡Ese planteamiento es de entrada emocionante y contagioso!

Pero esta “nueva manera de hacer política” tiene también necesariamente que pasar por no hacerse la vista gorda con hechos de corrupción en las instituciones del sistema, y en especial aquellas que son las que dan origen a los cimientos mismos de la democracia, como lo es la institución electoral. En estos últimos 13 años hemos visto degradarse un Consejo Supremo Electoral, al que todo el mundo respetaba y daba pauta internacionalmente, en un Ministerio de Elecciones del gobierno. Eso no puede pasar desapercibido por aquel liderazgo que cuyo bastión de proa se basa en “una nueva manera de hacer política”.

En un artículo anterior en el blog (ver http://ticsddhh.blogspot.com/2011/08/censo-2011-en-venezuela-y-el-derecho-la.html) precisé de la importancia del Principio de Autodeterminación Informativa en Venezuela y la gravedad de no contar con un instrumento legal que regule la Protección de Datos en nuestro país. El caso del REP es un ejemplo claro de esta deuda legislativa. Virginia Contreras en un reciente artículo publicado en el blog “Center of Security Studies” (ver http://centerforsecuritystudies.blogspot.com/2012/02/venezuela-elecciones-2012-lo-importante.html) indica lo que ya hemos reiteradamente denunciado en este espacio de la red en referencia al REP, expresado en el ámbito internacional. El CNE con el ánimo, no de proteger la privacidad e intimidad de los venezolanos en el Registro Electoral Permanente, sino el de precisamente evitar su correspondiente auditoría, la nueva Ley Orgánica de Procesos Electorales-LOPE del 2009, estableció en su Artículo 28 que “el acceso a los datos relacionados con la residencia será limitado y sólo podrá obtenerse a través de requerimientos de autoridades judiciales o administrativas”. De esta manera y de acuerdo a la lectura gubernamental, solamente a través de una sentencia de los tribunales podremos auditar el REP y verificar la existencia física de los millones de votantes fantasmas que el régimen ha puesto allí para las próximas elecciones del 7 de Octubre, a través del Ministerio de Elecciones.

Pero un dato que se le pasa al gobierno y a la oposición es que el Articulo 28 expresa la prohibición de conocer la residencia y a este nivel no se necesita conocer donde viven los ciudadanos, a los fines de proteger su privacidad e intimidad, sino solo verificar que efectivamente existen-no son “virtuales”-, nacieron en este país, a través de sus correspondientes Partidas de Nacimiento que deben reposar en el SAIME (antes DIEX), que tienen 18 años o más y que efectivamente están con vida al no existir partidas de defunción comprobables. Sin embargo, las autoridades electorales aducen que según esta Ley están impedidas de entregar el REP salvo que se inicie un proceso judicial que dictamine lo contrario.

Pero hay algo que se denomina presión civil y política, que pensamos se orienta a esa “nueva manera de hacer política” del candidato de la Unidad. Si a partir de este momento y debido a una solicitud razonada por un incremento de la población del REP, más allá de toda estadística de crecimiento poblacional perfectamente demostrable, se intentara una acción judicial dirigida a examinar SOLAMENTE LOS NOMBRES, CEDULAS DE IDENTIDAD Y FECHAS DE NACIMIENTO de todos los registros del REP y eliminar del Registro Electoral a cualquier ciudadano que no tenga una Partida de Nacimiento en los archivos nacionales, que compruebe que es venezolano, mayor de 18 años, sin importar donde resida, no se estaría violando el Articulo 28 de la LOPE. En caso de errores por no contarse con Partidas de Nacimiento comprobables, el CNE podría convocar a aquellos ciudadanos que se sientan afectados por eliminaciones no procedentes previas al proceso electoral, a que presenten sus Partidas de Nacimiento, así estén vencidas, y se inscriban de nuevo.

¿Qué sucedería si una acción jurisdiccional de los partidos integrados en la MUD, con el candidato al frente, llevando esa petición al Tribunal Supremo de Justicia, sumado a la presión de la sociedad civil, para exigir la depuración de ese REP antes del 7 de Octubre, se obligue a una apertura del organismo electoral para realizar lo que se tiene que hacer para garantizar la transparencia de los próximos comicios? La presión nacional e internacional sería formidable. Los ojos del mundo se posarían en Venezuela ya que ahora hay un nuevo representante de la oposición venezolana respaldado por más de 3 millones de votos liderando esa petición. Creo que sería una excelente manera de comenzar a demostrar que estamos ante un cambio de actitud y de una nueva manera de hacer política.

Caracas, 14 de Febrero de 2012

Blog: http://ticsddhh.blogspot.com/

Email: luismanuel.aguana@gmail.com

Twitter:@laguana

jueves, 9 de febrero de 2012

Lección de Política

Por Luis Manuel Aguana

Aclaro que no soy quien va a dar una clase, ni impartir aquí lecciones de política. En ésta disciplina sigo siendo un estudiante de aquellos que, ni se sientan al principio, pero tampoco al final del salón de clase. Me refiero con el título de la nota a aquellas lecciones que en el transcurso de la historia han marcado su curso; pero quienes como malos estudiantes al no estar pendientes de ellas, volvemos a repetirlas y repetirlas como tercas materias que son, duras de entender pero irremediablemente necesarias. Así son los tiempos de estudiante. Y siendo Venezuela un país en formación, no es de extrañar esa circunstancia.

Me encanta volver a leer los libros que me han gustado en el pasado porque cada vez que retorno a ellos me siento como si no los hubiera leído, al contrastarlos con mis nuevas experiencias, descubriendo cosas que no había captado antes por mi inmadurez o porque simplemente en aquel entonces no las consideraba importantes. Me pasa todo el tiempo. Creo que es como la tercera o cuarta vez que leo “En la Casa del Pez que Escupe Agua”, obra magistral de Francisco Herrera Luque, que retrata los estereotipos políticos de los venezolanos como nadie lo ha hecho nunca. Cada vez que releo libros descubro una nueva perspectiva que no había visto, que asemeja siempre a algo que pasa. Por ejemplo, en estos días volví a tomar el extraordinario recuento de Francisco Suniaga en “El Pasajero de Truman” que retrata un momento clave de la historia venezolana como lo fue la tragedia de Diógenes Escalante, contada de la voz de sus protagonistas novelados. De allí extraigo un párrafo que no entiendo cómo se me paso la primera vez- o si entiendo, por lo antes dicho-, y que tal vez pueda resumir o explicar mucho de lo que pasa en la Venezuela actual. Bauticé el párrafo como “La lección política de Raúl Leoni al Diputado Eloy Lares Martinez, Septiembre 1945”. Es un poco largo pero vale la pena, definitivamente polvo de oro:

“El primer derecho, el que priva por encima de todas las normas, incluyendo las constitucionales, es el que deviene de la realidad humana que te rodea. Sus reglas no están escritas en ninguna parte. A pesar de eso forman un código que te dice de manera exacta lo que se puede hacer y lo que no se puede hacer en un contexto determinado, en una sociedad. Ese derecho primario, Lares, se llama política, y sus reglas, con todo y ser obvias, pocos las perciben y menos las respetan. Lo paradójico es que esas reglas son mucho más rígidas y sus sanciones mucho más duras que las normas del derecho penal más severo, por lo que los políticos deberíamos prestarle más atención. Un político, para ser bueno, tiene que conocer y respetar ese código porque, de no hacerlo, estará condenado a llevarse una derrota tras otra y sufrir duros golpes en el plano personal. ¿Tú no sabes lo que es un buen político, Lares? Bueno, te lo voy a explicar. Un buen político es aquel que mantiene el equilibrio entre lo que cree que se debe hacer y lo que reconoce que se puede hacer. En otras palabras, equilibrio entre su concepción de lo ético y sus emociones, por un lado, y el oficio político desapasionado, por el otro. Si solo cuentas con una de esas dos condiciones, serás un ingenuo o un cínico, jamás un buen político.”[1]

¡Qué verdades tan impresionantes encierra esa lección de Raúl Leoni! ¡Cuántos ingenuos y cuantos cínicos estarán pululando en la política venezolana pensando que están haciendo política y lo que nos están llevando es al propio matadero! De acuerdo al relato de Suniaga, los adecos callaron la situación de salud de Escalante hasta que esta fuera notoria y pública, en un acto que si bien puede pensarse de inhumano, ellos lo consideraron como una acción política necesaria dado que de ser ellos mismos quienes lo plantearan, se podrían desencadenar fuerzas imposibles de controlar. ¿Tuvieron razón los adecos? Tal vez, no lo sé. Pero lo que si se es que fueron fríamente políticos y calculadores. La situación de Escalante les dio una de las muchas razones para el golpe en Octubre de 1945.

Y remitiéndome a tiempos más actuales, ¿qué cosas nos estarán ocultando nuestros políticos del presente, equilibrando su “concepción de lo ético” con su “oficio político desapasionado”, de acuerdo a esa Lección? Esa es una posible conclusión con la cual encajo la situación del silencio cómplice que gira en torno al Registro en el CNE por parte de los políticos, ante las exigencias de transparencia que abiertamente clama la sociedad civil. Hay cosas que no sabemos pero que suenan como un gran rio subterráneo.

Pero otro aspecto interesante de la Lección es la que gira en relación acerca del “primer derecho” o aquel “que deviene de la realidad humana que te rodea”. ¿Cómo perciben los políticos de la actualidad esa realidad? ¿Cual será el cristal con el que miran, o los criterios que los mueven, para decidir que es más importante o menos importante en esta encrucijada? ¿Permitir deliberadamente y a conciencia que Chávez se robe las elecciones -así como ocultaron la situación de Escalante en 1945-, y dejar que se desencadene un proceso de acciones y reacciones? ¿Será eso? Esa respuesta es la clave de nuestras diferencias y la razón por la cual ese derecho primario se llama política. Es posible que anden en un juego de “alta política” pero somos los pendejos los que terminamos pagando los platos rotos, y a un precio muy alto, generalmente con la vida. Por ejemplo, alguien, dentro de muchos años, escribirá lo que verdaderamente paso el 11 de Abril…

En este tablero complejo que será la Venezuela después del 12F, definitivamente nosotros, el común de la gente, tenemos un enfoque diferente de la realidad y, consecuentemente, percibimos la razón política de una manera distinta. Estamos fuera del juego. Lo que sabemos es muy poco pero es mucho lo que exponemos. Está sobre la mesa lo que veremos pero no todos lo pueden apreciar. Quienes de alguna manera hemos sido persistentes en la denuncia del REP, el CNE y su tecnología, lo hacemos pensando, tal vez de manera ingenua -volviendo a la Lección-, que el mundo no está girando como debiera girar y confrontamos en algo que nos parece claro ante nuestros ojos, en el deber ser, en lo ético de nuestras convicciones. No están para nada presentes cálculos políticos o cinismos que no cabrían dentro de nuestra situación. Pero no conocemos el río subterráneo de aguas negras que si consideran aquellos que tienen ese oficio político del cual habla la Lección de Leoni. Podrán decir que somos un atajo de pendejos pero estoy seguro que no nos ignoran. Tal vez por eso logremos que en el justo equilibrio entre ingenuidad y cinismo que debe prevalecer en lo político, no se lleven por delante las justas aspiraciones de la mayoría.

Caracas, 9 de Febrero de 2012

Blog: http://ticsddhh.blogspot.com/

Email: luismanuel.aguana@gmail.com

Twitter:@laguana

[1] Francisco Suniaga, El Pasajero de Truman, Pags. 262-263, Mondadori 2008.