Suscribete a TICs & Derechos Humanos

jueves, 31 de diciembre de 2015

2016: A contrapelo de una profecía autocumplida

Por Luis Manuel Aguana

Escuché por primera vez el concepto en el IESA hace mas de 20 años: “Una profecía autocumplida o autorrealizada es una predicción que, una vez hecha, es en sí misma la causa de que se haga realidad” (ver Profecía Autocumplida en https://es.wikipedia.org/wiki/Profec%C3%ADa_autocumplida). Y creo que nos estamos metiendo en una jaula autocumplida y botando la llave.

En efecto, los titulares de los analistas y economistas predicen para el año que viene cosas como esta: Luis Vicente León: “El 2016 será un año de crisis severa” (http://www.noticierodigital.com/2015/12/luis-vicente-leon-el-2016-sera-un-ano-de-crisis-severa/); José Guerra: “En 2016 la situación puede deteriorarse todavía más” (http://www.el-nacional.com/politica/Jose-Guerra-situacion-deteriorarse-todavia_0_764323604.html); Economista Ricardo Hausmann proyecta default en Venezuela para 2016 (http://www.el-nacional.com/economia/Economista-Ricardo-Hausmann-proyecta-Venezuela_0_673132776.html); El Universal: “¿El colapso de la economía en 2016?” (http://www.eluniversal.com/opinion/151220/el-colapso-de-la-economia-en-2016).

Así, un sinfín de sombras se predice caerá sobre los venezolanos como si no pudiéramos hacer nada para evitarlas. Pero el pasado se fue, el presente es ahora y el futuro está por construir. Y salvo que tengamos las habilidades de Reinaldo Dos Santos, NADIE sabe qué es lo que verdaderamente pasará en Venezuela el 2016.

Es claro que si “ceteris paribus” las cosas permanecen igual, concepto economista que indica que si todas las variables permanecen estables se puede predecir un resultado probable de una situación determinada, no solo tendremos eso sino más que eso que predicen los economistas. Esto es, si se quedan estos delincuentes que están en el poder, si no hay un giro de 180 grados en la política económica, si no se le regresa al BCV su autonomía para manejar la política monetaria, si se sigue a contravía de lo que se hace en todas partes del mundo cuando hay problemas de reservas internacionales, si el país sigue regalando su dinero y no estabiliza su economía con garantías jurídicas para la inversión extranjera y nacional, entonces la profecía se cumplirá.

¿Pero eso tiene que ser así? Algunos pensamos que NO TIENE QUE SER ASI. Que si los votos que le dieron el mandato político a una nueva Asamblea Nacional no se invierten de manera adecuada en ocuparse INMEDIATAMENTE de resolver el problema político, entonces la profecía se cumplirá. Que si la Asamblea Nacional consume un tiempo valiosísimo en comprender tarde, al tratar activar leyes que no se pondrán nunca en práctica porque los delincuentes que controlan el poder lo impedirán, que sin tener el control del resto de los Poderes, igualmente se cumplirá la profecía pero a un costo innecesariamente elevado, porque habrán pasado meses valiosísimos para resolver la economía el año 2016, que es lo que nos urge a los venezolanos. Incluso, visto desde esa perspectiva, una Ley de Amnistía caería en esa misma diatriba porque con un Poder Ejecutivo diferente se haría innecesaria.

Entonces, el problema más grande, más grave, más inmediato, más urgente, a resolver una vez instalada el 5 de Enero la Asamblea Nacional ES RESOLVER EL PROBLEMA POLITICO, con la sustitución del resto de los Poderes Públicos de manera constitucional, creando las condiciones necesarias para llegar a un consenso con la base chavista que aun cree en la repartición de una riqueza petrolera que ya dejó de existir. Esto no es otra cosa que reconstruir el Pacto Social que se diluyó con la llegada de Chávez al poder.

Al ver la noticia “Ramos Allup: Promulgaremos el cambio de gobierno si Maduro no rectifica” (ver http://www.noticierodigital.com/2015/12/ramos-allup-promulgaremos-el-cambio-de-gobierno-si-la-crisis-economica-continua-y-si-maduro-no-rectifica/) noto que lo que es necesario y urgente hacer inmediatamente se está condicionando a la conducta del Ilegitimo. ¿Qué vaina es esa? ¿Es que la MUD cree en las rectificaciones del régimen? Si hubiera capacidad de rectificación en primer lugar, no estaríamos en el estado de crisis de las profecías de los economistas. ¿O es que pretenden seguir cohabitando con el régimen, aun con el mandato del pueblo de Venezuela de un cambio inmediato?

Aquí ya no valen las amenazas: “Maduro, si no rectificas te  cambiamos”, telegrafiando los golpes como en una pelea de boxeo. El que hace eso sobre un ring lo noquean de largo a largo. Simplemente ¡háganlo y punto! Pareciera que los cogió por sorpresa lo que hicieron los delincuentes en el TSJ impugnando la mayoría calificada, en un intento de ganar con jueces corruptos lo que no pudieron con los votos. Si no los conociera pensaría que son amateurs en pelea de profesionales.

En lugar de estar discutiendo que Comisiones se van a repartir en una Asamblea que en la práctica no le servirá al país para nada si el régimen se dedica a sabotearla, deberían estar discutiendo en bloque y ya, cómo se cambian inmediata y constitucionalmente los Poderes Públicos para resolver de una buena vez el estado de necesidad de los venezolanos.

Todo el que me ha medio leído en estos años sabe cuál es mi posición en relación al cambio constitucional que he defendido, y que creo es el mejor para Venezuela en la actual coyuntura política que vive el país: la convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente, para llamar a todo el mundo –chavistas y opositores- de una manera transparente y clara a reconstruir el Pacto Social, como una forma de reconciliación y cambio.

Sin embargo, es a la nueva Asamblea quien le corresponde decidir qué camino iniciará porque para eso votó la gente. El punto es que deben entrar YA a esa discusión de como lo van a hacer, so pena de una decepción masiva del pueblo que votó por ellos de una manera determinante. Si se entrampan en discusiones inútiles, sin medir la real dimensión del problema que tienen al frente, se desharán en días como una galleta bajo un palo de agua, perdiéndose el importante efecto político del 6D.

Entonces, la profecía no tiene porqué cumplirse en el 2016. Depende de muchos factores, pero sobre todo de que tanto esos representantes que se eligieron el 6D abandonan sus apetencias políticas a favor de salir todos juntos de este atolladero, entendiendo de verdad que pueden y que no pueden hacer en esa Asamblea Nacional.

Y si los nuevos Diputados conscientes de su rol, actúan como uno solo desde el comienzo, olvidando el color único de su franela política, poniéndose el tricolor de Venezuela, estoy seguro que podremos abandonar el fatalismo para el 2016, a contrapelo de una profecía autocumplida. Haré votos porque eso sea así, para poder decir honestamente hoy, en la Noche Vieja, ¡Feliz Año 2016!, mis queridos amigos…

Caracas, 31 de Diciembre de 2015

Twitter:@laguana

lunes, 28 de diciembre de 2015

6D-1998 y 6D-2015: mismo día, misma urgencia de cambio

Por Luis Manuel Aguana

 “… La Constituyente, la línea Constituyente, es la línea macro política, tiene como objetivo exclusivamente transformar el modelo político que es la raíz o una de las raíces del problema. La podredumbre del sistema político venezolano. Yo no creo que haya un solo venezolano que pueda hoy defender este sistema político, a menos que esté interesado en que continúe. Pero los venezolanos honestos, analíticos, observadores tenemos que concluir que hoy tenemos un sistema político que está podrido, esa es una de las razones morales y políticas del drama venezolano…”. Esto no lo dijo alguno de los que proponen ahora la solución constituyente; o este escribidor que los ha estado importunando machaconamente desde hace un buen tiempo, tratando de explicar el para qué queremos una Constituyente. Son palabras de Hugo Chávez Frías en el Programa Primer Plano en su primera entrevista de calibre, el 18 de Octubre de 1998, antes de ser electo Presidente de la República con las reglas de la democracia (ver Hugo Chávez Frías | 1998/10/18 | Marcel Granier, min 45:00, https://youtu.be/U8uxmOEwZcw).

¿Y porque he desempolvado ese video? Porque Chávez utilizó el mismo argumento que estamos usando nosotros pero aplicado a un sistema que todavía podía ser corregido, si los que gobernaban en ese entonces hubieran escuchado las alarmas de cambio que la población había disparado y que se hizo evidente con la elección  de un golpista, paradójicamente el 6D-1998, mismo día en el que los venezolanos manifestaron el mismo deseo de cambio como conmemorando ese día el 6D-2015. Mismo día, mismo deseo de cambio urgente.

Chávez aprovechó el grito de cambio que hacía la sociedad y se montó sobre ese deseo manifiesto que ya era indetenible. Sabía que la convocatoria a un proceso constituyente renovaría de una manera profunda el sistema, pero lo haría con sus reglas. Y lo pudo haber hecho para bien pero, como supimos amargamente después, traía escondido en su morral un sistema fracasado e importado que no se ha podido instaurar todavía porque no se corresponde con las raíces democráticas del pueblo venezolano. Y por ser un sistema fracasado en el mundo, los problemas que intentó corregir se profundizaron a tal extremo que ya estamos al borde de la hambruna.

Pero eso no quiere decir que el planteamiento de cambio en 1998 no fuera válido. Todo lo contrario, no solo es más válido en estos momentos, sino también urgente, pero con un ingrediente que  no hubo en aquel entonces: todo lo que se hizo desde ese momento hasta ahora para atornillar en el poder a una dictadura, debe desactivarse como se hace con una bomba a punto de estallar; lo que hace que el proceso sea más delicado y que requiera de una ingeniería política de altísima precisión.

Es como si quien accedió al poder en 1998 con la excusa de salvar a Juan Bimba de morirse de hambre, no solo le robo los reales de su comida sino que le puso un chaleco-bomba para matarlo más rápido. Menudo problema...

Pero además de ese, hay otro ingrediente adicional que funciona como una correa extra que le amarra a Juan Bimba el chaleco al cuerpo: que quienes fueron desplazados por el planteamiento de cambio de Chávez de 1998- aquel sistema político podrido que refería-, al comenzar a verse arruinados el 6D-2015 los planes de continuidad del régimen por el fracaso del sistema que se quiso imponer, se plantean ahora  un regreso triunfal como si en ese entonces y ahora, 17 años después, aquí no hubiera pasado nada.

Tal vez eso sería posible si todos nos hubiéramos muerto en estos 17 años de oprobio, o no recordáramos por viejos el porqué nos hallamos aquí, o peor aún, supone que quienes desean ese regreso triunfal nos crean un atajo de idiotas. El pueblo tiene pegada al cuerpo la bomba pero también la correa que la sujeta. La primera no sale sin la segunda…

Debemos desactivar la bomba pero las correas siguen todavía bien amarradas al cuerpo del pueblo porque en todos estos años ahora existe un grueso importante del electorado sobre el que ahora descansan también esas aspiraciones de “regresar”: la gente joven, que solo eran unos niños en 1998, que no podrían recordar el porqué llegamos a Chávez y sus promesas. Y no se preguntan quienes eran de verdad -y todavía son- esos personajes que tampoco querían un cambio político el 6D-1998 y que se disfrazan ahora en la aspiración de un nuevo cambio expresado el 6D-2015.

A esa juventud en especial le recomendamos ver el video arriba reseñado, y son a los que debemos explicarles que el CAMBIO no es solamente salir del castro-chavismo-madurismo y sus herederos, sino del sistema que lo originó, que requiere de una reingeniería total del sistema político venezolano, que pueda preservar las aspiraciones de quienes legítimamente creyeron en el cambio de 1998 y de quienes impulsamos un cambio mucho más profundo del sistema político, económico y social de Venezuela plasmado en las páginas del Proyecto País Venezuela Reconciliada Vía Constituyente (http://proyectopaisviaconstituyente.blogspot.com/).

Ustedes dirán que este hueso que no suelto de la conducta de la vieja política venezolana es una fijación obsesivo-compulsiva como ya han señalado por escrito mis estimados amigos. Tal vez eso sea posible pero al ver el comportamiento de los viejos y los nuevos partidos ante el fenómeno político del 6D-2015, pensando que de verdad ganaron esa elección, -como lo pensó Chávez en 1998- y no como la manifestación de un profundo deseo de cambio estructural de lo que pasa en el país, no me queda otra cosa que concluir  que todavía no interpretan lo que dijo el pueblo venezolano ese día como tampoco no interpretaron -ni aprendieron nada- lo que el pueblo sentenció en 6D-1998 cuando le entregó el país a Chávez. Y eso tiene consecuencias, como las tuvo el país a partir de 1998.

La gravedad de toda esta situación es tan compleja que requiere de un recomenzar con los que vieron la película completa, con los que llegaron a mitad de la función y con los que ni siquiera vieron el comienzo, y que no pueden ser con los mismos que crearon el problema y le pusieron el chaleco-bomba a Juan Bimba, ni tampoco con los que se lo amarraron al cuerpo. Solo así podremos parir un país nuevo reconciliado en paz y democracia. Y eso mis queridos amigos, es una Constituyente...

Caracas, 28 de Diciembre de 2015

Twitter:@laguana

miércoles, 23 de diciembre de 2015

Navidad de Juan Bimba con los que se cogieron el maíz

Por Luis Manuel Aguana

Antes de comenzar, una carta importante:

Nueva York, Noviembre 19 de 1936

Señor Leoncio Martínez
Caracas.

Querido Leo:
Hay que decir una misa por el alma del General Desconocido. Y que la pague Juan Bimba.

El General Desconocido en Venezuela fue el que mató al Soldado Desconocido. Lo conocí en Apure; le hemos conocido en tantas partes que se ha hecho Desconocido. Invadió a Venezuela en tiempos de la cosecha de maíz. Se robó el maíz de todos los cosecheros y lo guardó. Se desacreditó como ladrón. Pero esperó. Al año siguiente le dieron garantías y volvió. Llegó el alza del maíz y empezó a vender el grano robado a un precio fabuloso. Juan Bimba fue a comprarle una fanega. Malicioso, acariciante, confidencial, le dijo:

-General, démelo más barato…
-No puedo, Juan. Si te lo doy más barato, pierdo…
-Mire, General, aquí entre nosotros, démelo más barato…Yo estuve con Ud. en esa campaña y sé que no le costó nada.
El General se irguió:
-¿Qué no me costó nada? ¿Y mi honor?

Así es Leo. Y así es el Doctor Desconocido y el Periodista Desconocido y el Banquero Desconocido, etc., etc... Estamos presenciando una estupenda galleta de cine parlante. En diciembre, enero y febrero encontré cien postigos con caras macilentas de miedo. Cien remordimientos que no se atrevían a salir a la calle, donde nosotros íbamos con el pueblo, frente al sol nuevo. Por salvar a uno de esos zarandajos casi me rompe Juan Bimba los huesos, que fue lo único que me dejó Gómez. Pues bien, esas caras macilentas han ido recobrando el color y la desvergüenza. De aquí al año que viene, venden el maíz. Como el General Desconocido, ellos adquirieron su maíz a cambio de su honor. Así pues hemos llegado a la conclusión de que con Gómez, los que más perdieron fueron ellos. Nosotros perdimos la libertad, la juventud, la carne, el hogar. Ellos perdieron el honor. Perdí más que ustedes. Hay que pagarme mi honor!
Hay que comprarles el maíz…

Tu afectísimo,
Andrés Eloy Blanco

Carta de Andrés Eloy Blanco a “Leo”. El General Desconocido y los que se cogieron el maíz. Fantoches, Pag. 17. Año XIV – No. 565, Sábado 5 de Diciembre de 1936

Después de leer a Andrés Eloy, estoy dilucidando quienes son los que “adquirieron su maíz a cambio de su honor”. Si los delincuentes que han pasado 17 años en el poder, y  que sabemos con certeza que, como el barbarazo, “el queso que había en la mesa también se lo comió”; o quienes con “cara macilenta de miedo” han “ido recobrando el honor y la desvergüenza”, y el año que viene nos venden el maíz al precio que les dé la gana porque les costó su “honor”. Y lo peor de la vaina es que ¡hay que comprarles el maíz!, como dice Andrés Eloy. Creo que la respuesta apropiada es que son los dos. Unos porque se robaron la cosecha de 17 años y los otros, que “no se atrevían a salir a la calle donde nosotros íbamos con el pueblo” ahora pretenderán vendernos un maíz que adquirieron cambio de su “honor”.

Y esa ha sido la historia de Venezuela, llena de Generales, Periodistas, Doctores, Banqueros, Empresarios y Políticos Desconocidos, a quienes Juan Bimba, como llamó el “poeta del pueblo” al pueblo venezolano, debe subrogarse y bajar la cabeza porque no tiene para donde coger. Pero, ¿eso tendrá que ser siempre así? Veamos…

Estamos presenciando en estos momentos, sin haber llegado a la Navidad, las pataletas de un poder que no se quiere dejar controlar por el pueblo que eligió una nueva Asamblea Nacional el 6D; y una nueva Asamblea que no tiene manera de evitar eso. En otras palabras, es como si Juan Bimba obligara al General Desconocido a venderle más barato el maíz con solo pedírselo. Y esa no existe…

¿Podrá Juan Bimba, quien invistió a esos nuevos Diputados con su voto, doblegar al General Desconocido? Solo hay dos maneras y una sola salida: que el General Desconocido sea obligado a obedecer por quienes tienen la responsabilidad constitucional de hacer cumplir su mandato, esto es, las Fuerzas Armadas; o que Juan Bimba mismo a través de su propia iniciativa, se convoque para darle una lección de democracia a ambos y reúna una Asamblea Nacional Constituyente, tal y como lo establece el Artículo 348 de la Constitución; y ese mandato sea respaldado por aquellos quienes tienen la responsabilidad de obedecerlo, esto es, de nuevo, las Fuerzas Armadas. ¿Cuál de las dos maneras será?

La nueva Asamblea Nacional tiene un mandato plebiscitario clarísimo: resolver el problema político de Venezuela y abordar con la urgencia que el caso tiene las leyes que alivien el grave problema económico de los venezolanos. Lo que fue una promesa electoral se convirtió el 6D en un mandato real construido con votos en base a la confianza, la mismita que puede desaparecer  en semanas de no encontrarse una solución, que no es otra que se cumpla la Constitución y el Estado de Derecho, cosa que el régimen no hará salvo que lo obliguen.

Si por alguna manera quienes fueron electos no resuelven eso, bien sea porque el régimen bloquee a la nueva Asamblea Nacional, quitándole su mayoría calificada, o bien porque a quienes se les dio la confianza negocien a su espalda un acuerdo de convivencia con el régimen, se abre la posibilidad que Juan Bimba haga lo que crea conveniente a sus intereses, que no será precisamente comprar un maíz que sabe que el General Desconocido consiguió gratis y pretende cobrárselo a un precio fabuloso, Andrés Eloy dixit.

Ojalá que Juan Bimba despierte a las nuevas posibilidades que se le abren en el Siglo XXI. El 6D demostró que ahora no es una oveja del rebaño de unos, ni de otros, cuando un General Desconocido lo obligaba a comprar el maíz porque no tenía otra opción. El 6D Juan Bimba votó por un CAMBIO que ordenó y espera que se dé el año que viene. Que estas Navidades del Año 2015 el Niño Jesús le regale a Juan el despertar que requiere para conseguir su propio rumbo, y no el que le quieran fijar los nuevos Generales Desconocidos del presente, y algunos del pasado, de uno y otro bando. Que así sea… ¡Feliz Navidad Juan Bimba!

PD. Y Feliz Navidad 2015 también para todos los lectores de este pequeño rincón de la red, que he construido como mi muro para la defensa de la Democracia y los Derechos Humanos. Que el Niño Jesús nos traiga a todos la Paz, la Salud y la Abundancia que esperamos para el año que viene, con el favor de Dios…

Caracas, 23 de Diciembre de 2015

Twitter:@laguana