martes, 25 de septiembre de 2012

La complejidad del 7-O


Por Luis Manuel Aguana

Me he encontrado discutiendo en varias oportunidades la situación de Venezuela y sobre la posibilidad de que El Saliente continúe en el poder, habida cuenta de lo que he escrito y señalado en relación al fraude técnico que estoy seguro pondrán en marcha el 7 de Octubre. No, no se asusten. El hecho de que muchas personas y organizaciones hayamos alertado sobre este aspecto del proceso electoral, el intento de fraude no será la única variable que intervendrá en el resultado de estos comicios. El intento de fraude técnico solo será una de las muchas variables que intervendrán en el proceso del 7-O. Con lo cual, aunque el intento de fraude sea algo en la consideración del gobierno, eso no pondrá a ganar necesariamente al Saliente. Veamos por qué.

Para que el Saliente salga vencedor de esta elección, serán necesarias muchas condiciones adicionales al fraude técnico. Y como están las cosas para el gobierno con la candidatura en ascenso de Henrique Capriles Radonski, ese intento de fraude que seguramente estará funcionando el 7-O será una condición necesaria pero no suficiente, entre otras razones porque no tienen los votos.

Hace unos años, antes del Referéndum Revocatorio del 2004, el Dr. Evan Ellis de la compañía consultora Booz Allen Hamilton, Inc. realizó un análisis basado en Dinámica de Sistemas titulado “La Desestabilización Sociopolítica en Venezuela: Una perspectiva de dinámica de sistemas en la interacción de la retorica de las élites, estructura sociopolítica y movilización de masas” (“The Sociopolitical Destabilization of Venezuela: A system dinamic perspective on the interaction of elite rhetoric, sociopolitical structure, and mass mobilization” ver el artículo original en http://www.systemdynamics.org/conferences/2004/SDS_2004/PAPERS/145ELLIS.pdf).

Tal como lo indicó Ellis en el trabajo señalado, “el ambiente político y socioeconómico de Venezuela puede ser visto como un sistema complejo con numerosas interdependencias entre las acciones y las posiciones de los principales actores y el contexto que evoluciona en donde se desenvuelven”. La dinámica de sistemas, como disciplina técnica que estudia y modela sistemas altamente complejos, tiene más de 50 años. Su principal aplicación se halla en el estudio de la evolución de los sistemas y sus componentes, detallando las interacciones entre los diferentes factores determinantes y sus efectos resultantes.

El ejemplo de Ellis utilizando el caso de Venezuela para su disertación, trata de poner en un diagrama de influencia cuales fueron los principales factores que provocaron esta pesadilla chavista, modelándolos y estudiando su posible evolución en el tiempo. Ellis demuestra que este tipo situaciones requieren de análisis más complejos, no  causa-efecto, y que se debe aplicar una metodología como Dinámica de Sistemas para su abordaje, siendo este el tipo de análisis que hay que aplicar para analizar casos de una alta complejidad como los que ocurren en Venezuela.

No es la intención de esta nota hacer un análisis de Dinámica de Sistemas de la compleja situación actual de la Venezuela pre electoral, sino tratar de dar a entender, en general, que la oposición no tiene la razón cuando dice que los votos son suficientes para una victoria, aunque son condición absolutamente necesaria. Pero tampoco el gobierno tiene la razón al pensar que puede ganar si planea un fraude técnico.

En ambos casos la relación causa-efecto no está a la orden del día. Cualquier cosa puede pasar y los resultados dependen de una confluencia de factores que actúan en positivo y negativo montados sobre la variable tiempo. Y cualquier resultado puede salir de eso. En la medida que adicionemos factores e influencias haremos más complejo aun el diagrama y, por supuesto, un posible resultado del modelo.

Y así como el “Efecto Mariposa” de la Teoría del Caos, donde cualquier cambio en las condiciones iniciales, por más ínfimo que este sea, redunda en un resultado completamente inesperado, cualquier variable o factor de este muy complejo escenario actuara a favor o en contra de un resultado esperado por ambos bandos en disputa.

Se pueden modelar sistemas sociopolíticos complejos tal y como hace Ellis para tener un cuadro más cercano de la posible realidad, mas sin embargo esto solo nos llevaría a una mayor incertidumbre porque el modelo depende de cuáles y cuantos factores se consideren y en que niveles de importancia relativa. Una visión más objetiva para realizar un análisis de eso podría llevarse mucho tiempo y hacerlo tan complejo como uno quiera, considerando los innumerables factores que pueden tener determinación en el resultado final. Y uno de ellos podríamos llamarlo “Intento de Fraude Técnico” y su importancia relativa dentro del contexto del resto de factores.

Un modelo de dinámica de sistemas para este caso debería necesariamente tomar en consideración el nuevo sistema automatizado SAI del CNE, y su influencia en la decisión del elector para consignar su voto. Esto es, el famoso “factor miedo-fear factor” de las encuestas. Esto funcionaría como un elemento de influencia negativa para la oposición y positiva para el gobierno.

Por otro lado y al contrario, un factor de importancia positiva para la oposición es la cantidad aún no determinada de opositores “vestidos de rojo” escondidos en las filas del chavismo que votaran sin miedo por la opción de cambio que representa Henrique. Eso podría catalogarse como un factor llamado “Desencanto de las Masas” en el modelo, que se movilizaría a favor del candidato opositor. ¿Cual de los dos factores pesará mas en el resultado de esta elección? No lo sabemos.

Otro factor importante que debiera ser incorporado a un posible análisis de dinámica de sistemas acerca del proceso electoral sería el comportamiento de los centros críticos donde nunca ha habido un testigo opositor. Este sería nuevo factor de análisis: “Comportamiento de Centros Críticos”. ¿Se cubrirán todos, como lo indica el Comando Venezuela? Si se cubren todos, la influencia positiva en el resultado mejoraría notablemente. Pero puede ser que al final no sea así, -no lo sabemos- por innumerables razones contingentes: fueron amenazados los testigos, no llegaron a tiempo, o el CNE no les dio las credenciales y no los dejaron entrar a su centro.

Por otro lado, si los testigos y miembros de mesa hacen respetar el Reglamento y no permiten los sorteos antes del envío de las Actas se eliminaría una nefasta influencia negativa denunciada por profesores investigadores en el Táchira. Yo le llamaría “Factor Art. 441”. De esa forma aunque haya trampa en las cajas no auditadas habría que ver que disposición tendría el CNE y sus operadores en los centros para cambiar el resultado a transmitir en caliente, cambiando las Actas de las cajas que no serían auditadas antes de imprimirlas. Es por eso vital que se siga al pie de la letra el Art. 441 del Reglamento Electoral. Este sería otro factor imponderable.

El factor de Ellis, “La Condición Económica de las Masas”, funcionaria de una manera negativa para un posible resultado favorable al gobierno. La gente lo siente en la mesa de sus casas. Los reales no alcanzan ni para completar el mes de mercado. El mismo factor que funcionó en positivo para el Saliente en 1998 de acuerdo al modelo de Ellis, funcionara en negativo ahora para el gobierno el 7 de Octubre.

En relación al factor “Intento de Fraude Técnico”, ¿será este factor lo suficientemente importante y de peso ante una avalancha de votos a favor del Flaco? No lo sabemos. Intuitivamente podríamos indicar que no, pero existen influencias positivas y negativas del resto de los factores. Si no les alcanzan los votos al gobierno con los chinos-iraníes-cubanos y el RE inflado, -podríamos llamar a eso “Factor RE Inflado”- y al mismo tiempo existe una influencia positiva de los factores relacionados con el “Comportamiento de Centros Críticos” y tenemos efectivamente testigos allí, poco harán los chinos-iraníes-cubanos votando a favor del gobierno. ¿En qué medida? Tampoco lo sabemos.

Podríamos continuar colocando factores e influencias, construyendo un modelo básico como lo hizo Ellis para analizar con mayor detalle esta situación y correrlo en el tiempo. Imaginen solo introducir el “Factor Militar”. Existen las herramientas de Dinámica de Sistemas para hacerlo. Pero aunque podamos completarlo, lo único que se puede concluir de todo este análisis es que la cosa es compleja y no se puede decir que con solamente fraude ganará el Saliente y que con solamente votos ganará el Flaco. Simplemente no es posible.

Pero lo que si podemos decir es que el sistema para ambas opciones necesita votos, además de una influencia ambiental positiva a favor del ganador. En nuestro caso, muchas influencias negativas para el gobierno y muchas positivas a favor del Flaco, en particular los votos. En el primer caso, solo vean Amuay-El Palito y en el segundo solo vean las calles de Venezuela al paso del Autobús del Progreso.

Siendo así, un triunfo de ese intento de fraude será muy cuesta arriba, en tanto que la mayoría de los factores no favorecen al Saliente. Así que en un escenario de la alta complejidad superficialmente descrita aquí, solo Dios sabe lo que pasará el 7-O. Por eso y solo por eso, al ver al Flaco confiarle su destino a nuestra Virgen del Valle, creo firmemente que la visitará en Margarita el 8 de Octubre como lo prometió, para agradecerle el haber concedido su bendición a esta Tierra de Gracia…

Caracas,  25 de Septiembre de 2012

Twitter:@laguana