miércoles, 24 de septiembre de 2014

Por una Constituyente de todos


Por Luis Manuel Aguana

Una de las amenazas más importantes que siempre hemos advertido para que un proceso constituyente se desarrolle en Venezuela de una manera sana es que el proceso se sectorice, que sea la bandera de una parcialidad. Hemos tratado de convencer a todo el mundo de la inconveniencia de eso porque va en contra de la esencia misma de una Constituyente, SU INCLUSIVIDAD. Debe ser de todos, sin distingo de partidos, banderas, sectores, gremios; y a la vez debe ser de todo el mundo. Y eso es complicado en Venezuela donde todo el mundo quiere mover la brasa para su sardina.

“Politizar” el proceso desde el punto de vista partidista pervierte su esencia, haciéndolo la promesa de un sector, no de toda la sociedad. Siempre indicamos que no podía existir “una Constituyente de Leopoldo Lopez” o “una Constituyente de María Corina” ni de nadie. Lamentablemente esto no ha resultado de esa forma. Cuando intentamos convencer de esto a la dirigencia política se nos etiquetó de instigadores de la “anti política” y fueron vanos los esfuerzos de integrar una plataforma común donde no salieran a relucir los elementos que hacen de la política venezolana un ejercicio de egos y facciones.

“Voluntadpopulizar” el proceso Constituyente puede resultar en esa amenaza hecha realidad si no se cumplen los extremos que requiere un proceso de esta naturaleza, y que se hacen más cuesta arriba ahora que es la bandera de un partido político. El pronunciamiento hecho oficial y publicado en desplegados en la prensa nacional por el partido Voluntad Popular en relación a la convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente (ver VP convoca a una Asamblea Nacional Constituyente en http://www.el-nacional.com/politica/Voluntad-Popular-Asamblea-Nacional-Constituyente_0_487751237.html) sin antes haber establecido los apoyos fundamentales de sectores muy importantes del país, sin tener otro argumento más allá que el desbancar del poder a estos delincuentes que nos desgobiernan, y sin haber indicado las GARANTIAS para que esto no resulte un fiasco electoral peor que el de Capriles a la población, puede resultar en un remedio peor que la enfermedad.

Mucho del trabajo al que nos hemos dedicado desde el Proyecto País Venezuela ha sido precisamente ese: CONVENCER al país primero. Y que esa iniciativa parta de los venezolanos de una manera natural, de abajo hacia arriba. Pero con un propósito que va más allá de resolver el problema de sustituir a quienes nos desgobiernan: que se constituya en una esperanza para un mejor futuro de los venezolanos.

En ese sentido, lo primero que debemos enfatizar es el PARA QUE nosotros queremos convocar un proceso Constituyente para nuestro país. Eso tal vez responderá la mayoría de las interrogantes. Pues bien, lo queremos para poner en práctica un Proyecto País para Venezuela. Ese Proyecto lo pueden leer en nuestro blog Proyecto País Venezuela Reconciliada Vía Constituyente (http://proyectopaisviaconstituyente.blogspot.com/).

El Proyecto no pretende ser la piedra filosofal ni la única respuesta a todos nuestros problemas. Es un planteamiento de reinstitucionalización del país diferente a todo lo que se ha hecho hasta ahora en materia constitucional, y propone un nuevo modelo de desarrollo territorial, institucional, económico y político. Es un cambio de 180 grados de todo lo que se ha hecho en 200 años desde nuestra primera Constitución en 1811.

Lo segundo que debemos aclarar es el COMO. Pues bien, convocando al Poder Originario del pueblo, que es donde reside la Soberanía. Es algo más allá que recoger unas firmas para llevárselas a un organismo podrido. ES CONVOCARNOS como pueblo, y contarnos de una manera TRANSPARENTE para conocer si este desea cambiar el rumbo que lleva este atribulado país. NO ESTA PLANTEADO LLEVAR NINGUNA FIRMA AL CNE. Es desconocer al Poder Constituido electoral porque su norma dejo de ser justa y está controlada por un país extranjero.

Es por eso que NUESTRA PROPUESTA para la recolección de firmas de la Sociedad Civil organizada No Partidista posee esos principios fundamentales: Nosotros, los abajo firmantes, venezolanos, mayores de edad, inscritos en el Registro Civil y  Electoral, legalmente hábiles, en el ejercicio del principio de Soberanía Popular y como depositarios del Poder Constituyente Originario "CONVOCAMOS LA ELECCIÓN DE UNA ASAMBLEA NACIONAL CONSTITUYENTE CON EL OBJETO DE TRANSFORMAR EL ESTADO, CREAR UN NUEVO ORDENAMIENTO JURÍDICO Y REDACTAR UNA NUEVA CONSTITUCIÓN", de acuerdo con lo establecido en las BASES COMICIALES adjuntas, las cuales DECLARAMOS CONOCER, APOYAR y en consecuencia REFRENDAR, en señal de lo cual estampamos nuestra firma y huella dactilar.”

Y luego, al pie de la planilla establecemos los PRINCIPIOS RECTORES DE LAS BASES COMICIALES CONSTITUYENTES:
1.- La elección de los Ciudadanos Constituyentistas será conducida por un TRIBUNAL ELECTORAL CONSTITUYENTE, independiente y cuyos miembros (un número impar) serán venezolanos de reconocida trayectoria ciudadana, que no tengan o hayan tenido militancia en Partidos Políticos, representativos de los diversos sectores del pueblo. No podrán ser candidatos a la Asamblea Nacional Constituyente convocada.
2.- El TRIBUNAL ELECTORAL CONSTITUYENTE dictará las normas, adoptará las medidas y garantizará la transparencia del proceso de elección de los Ciudadanos Constituyentistas.
3.- El sistema de elección de los Ciudadanos Constituyentistas será mediante votación libre, universal, directa y secreta, y garantizará la personalización del sufragio, la representación proporcional, el pluralismo político y el principio democrático;
4.- El escrutinio de los votos se hará en forma manual, pública y auditable nacional e internacionalmente.
(Pueden bajar la planilla e imprimirla en hoja oficio desde la siguiente dirección http://goo.gl/o01IZo).

¿Y con cuáles Bases Comiciales adjuntas? Las que se hallan en el texto del Proyecto País Venezuela Reconciliada Vía Constituyente. ¿Y porqué unos Principios Rectores? Porque a juicio del Proyecto País CUALQUIER Base Comicial que se presente al pueblo venezolano para regir el proceso Constituyente, debe decirle a los venezolanos al momento de solicitar su firma, sin mentirle ni ocultarle nada, que ese proceso debe y tiene que ser transparente y auténtico, por encima de cualquier consideración, sin maquinas y auditable. La Sociedad Civil debe exigir eso, como mínimo, a cualquiera que solicite su firma para un proceso Constituyente.

Eso lo podemos hacer porque sabemos cuántos somos y donde estamos, no porque lo indique un organismo que ha manipulado nuestro Registro Electoral como le ha dado la gana, desvirtuando toda normativa conocida de justicia y transparencia. Es por esa razón que como Poder Originario tenemos la potestad de organizar un Tribunal Electoral Constituyente si el pueblo constituido en Poder Originario así lo decide. Ese es el principio de la Democracia, invocado por Thomas Jefferson en 1776 en la Constitución de los Estados Unidos e invocado en nuestra Constitución en 1999 en el Artículo 347: los poderes de los gobiernos derivan de SUS CIUDADANOS.

El Proceso Constituyente que invocamos es INÉDITO, no está sujeto a la NORMA de estos delincuentes. Es por eso que ES ORIGINARIO y lo más importante: ES HISTORICO. Está respaldado por todos los procesos que se han desarrollado en la historia del mundo y que les han dado libertad a los pueblos. Es el pueblo venezolano firmando su segunda Independencia.

Ese es el proceso que estamos planteando, no otro. Desconocemos las Bases Comiciales o Reglas que propondrá de manera definitiva el partido Voluntad Popular a los venezolanos para convocar esa ANC, pero hay algo que debe tener claro el pueblo venezolano: cualquier cosa que se le proponga como regla o Bases debe ser exigida y sometida al escrutinio público antes de solicitar la primera firma para establecer si se está o no admitiendo las condiciones de un órgano corrupto, con lo cual estaríamos en la presencia de más de lo mismo, esto es, unos partidos que todavía creen o peor aún, le hacen creer a los venezolanos-dándole a VP el privilegio de la ingenuidad-, que le pueden vencer al régimen en su terreno con máquinas y circuitos envenenados.

Todos queremos salir lo más pronto posible de este desastre pero lo urgente no puede privar nunca sobre lo importante y menos aún en esta ocasión de tanta significación para el futuro de los venezolanos. Es como tener una sola bala de plata para matar al vampiro y desperdiciarla porque deseamos liquidarlo ya. Queremos también salir del régimen de una manera pronta y pacífica, pero esto pasa por hacer las cosas correctas, sustentadas en principios, y convocando a todo el cuerpo social del país para que esta Constituyente sea en realidad de TODOS. De eso se trata este momento histórico.

Caracas, 24 de Septiembre de 2014

Twitter:@laguana